5 consejos para aumentar tu visibilidad cuando manejes moto

0

¿Qué podemos hacer para incrementar la visibilidad sobre la moto? Desde entrenar nuestra visión a tener a punto sistemas como el casco, los faros o retrovisores. Todo cuenta a la hora de garantizar la mejor visibilidad durante la conducción de nuestra moto. Y es que tener una buena visibilidad es necesaria para una óptima conducción. Además, es imprescindible para poder anticiparnos ante cualquier accidente o riesgo al volante.

image

Hay que tener en cuenta que hasta el 90% de la información que llega a nuestro cerebro mientras conducimos se produce a través de la vista. Y, en el caso de encontrarnos algo en nuestro camino, es totalmente indispensable que no haya nada que entorpezca la visión de nuestro entorno. La visibilidad en la carretera no depende solo de la vista del conductor, sino también de algunos elementos externos de nuestra moto, como pueden ser luces, faros y casco. Así, desde Oscaro.es nos dan estos 5 útiles consejos para aumentar la visibilidad en moto y disfrutar de una conducción más segura.

1. Tus ojos, tus mejores aliados

Durante la conducción, es importante alzar la vista y mirar lejos, realizando barridos visuales constantes para tener una visión completa de la carretera, más allá de los metros próximos a nuestra moto. Además, para captar y reconocer la información o movimiento es imprescindible desarrollar una visión periférica que obtenga el enfoque perfecto. Ten en cuenta el famoso ‘efecto túnel’: el conductor puede perder el campo de visión lateral, es decir cuándo el ángulo de visión se reduce, limitándose únicamente a lo que tenemos delante y en el centro.

Es necesario evaluar todo lo que nos rodea, anticipando las reacciones de otros conductores. Y es que hay ocasiones en las que no sabemos si el otro conductor nos ha visto y va a tener en cuenta nuestra presencia antes de ejecutar una maniobra. Por último, no olvides los ángulos muertos, aquellos ángulos que se escapan de nuestra visión de barrido y requieren de una atención extra.

image

2. Mantén el panel de instrumentos en perfecto estado

El cuadro de mandos de la moto es el conjunto de indicadores que nos permite conocer el estado y funcionamiento de la misma, desde el nivel de combustible, la temperatura del agua de refrigerante, la presión del aceite hasta el estado de los neumáticos. Cuando se produce un fallo en uno de estos elementos, el indicador empieza a parpadear y a emitir sonidos que pueden provocar distracciones si nos encontramos conduciendo. Es por eso que la recomendación es realizar revisiones periódicas de nuestro vehículo antes de salir a la carretera para evitar que estos indicadores den la alarma. Y, en caso de hacerlo, resolver el problema para evitar que dicha alerta pueda distraernos en nuestros trayectos.

image

3. Prepara tu moto para la lluvia

Los meses de lluvia se acercan, convirtiéndose en uno de los factores que más visibilidad restan a la hora de montar en moto. Por eso es vital comprobar que nuestro casco esté preparado para una jornada de lluvia. Un tratamiento antilluvia en la visera además de un cubre-nariz para prevenir el vaho serán tus mejores aliados.

image

4. Los faros de tu moto, tus mejores amigos

Aunque el invierno esté llegando a su fin y los días se vayan alargando es importante revisar y asegurarnos de que los sistemas destinados a garantizar la visibilidad nocturna de nuestro vehículo funcionan correctamente. Hay que asegurarse de que todos los sistemas de iluminación del vehículo funcionan, controlando que no haya bombillas fundidas y que la regulación en altura del haz sea la correcta. Los faros delanteros serán necesarios para poder visualizar la carretera durante la noche.

Para garantizar la visibilidad de otros conductores, asegúrate de que el uso que se hace de las luces de posición es el correcto, así como las luces intermitentes, para poder avisar con antelación de los movimientos que vas a realizar y las luces de freno en caso de frenada. Y, aunque no es obligatorio para motos, nunca está de más contar con una luz V-16 para señalizar nuestra posición en caso de avería o accidente.

image

5. No te olvides de los retrovisores

A veces los espejos retrovisores pueden llegar a ser los grandes olvidados, ya que o bien omitimos su visión o no están correctamente colocados o en un estado deplorable. Y eso que su función es imprescindible a la hora de aumentar la visibilidad en la carretera. Estos elementos nos permiten ver los vehículos que se acercan por detrás, evitando así situaciones comprometidas con otros usuarios.

image