Consejos: Los neumáticos de la moto y su importancia vital de una presión adecuada

0

El punto de contacto de un neumático es equivalente al tamaño de una tarjeta de crédito y bajo esa superficie, un neumático trasero tiene que ser capaz de transmitir toda la potencia de un motor y un neumático delantero toda la fuerza del sistema de frenado. La presión resulta fundamental. 

Recuerda que en el manual de tu moto el fabricante te recomendara la presión idónea para esta. Generalmente en todas las motos encontraras una pegatina con los valores de presión para piloto y cuando lleves copiloto(a).
contacto

El buen estado de los neumáticos de la moto es fundamental para efectuar las funciones de adherencia, estabilidad y confort de una manera adecuada, pero esto requiere un mantenimiento mínimo que debemos controlar.

Lo más importante para el buen funcionamiento de la moto es la presión de los neumáticos. Debe ser el elemento que revises con más asiduidad, mínimo una vez a la semana. A diferencia de los coches, que reparten su peso entre cuatro puntos de apoyo y de una forma plana, una moto necesita una sección redondeada para poder girar. Al inclinar la moto para tomar una curva, estás materialmente apoyado sobre el aire de los neumáticos. Si estos no tienen la presión adecuada, la moto tendrá problemas de manejabilidad y de estabilidad.
tyre-pressure
Lo primero deberás mirar la presión siempre en frío, hacerlo en caliente puede engañarte hasta en un 30 por ciento. Y recuerda, siempre mejor presión alta que baja. En invierno podrías subir 0,1 kg. la presión ya que, a más presión, más temperatura y ésta favorece el rendimiento del neumático. Al contrario, ocurrirá en verano, que, con temperaturas elevadas, deberás reducir 0,1 kg. la presión para que no aumente en exceso la temperatura ideal de trabajo del neumático. No obstante, intenta adaptar las presiones a cada circunstancia, pues no es lo mismo si viajas solo que acompañado, con o sin equipaje o si vas a conducir por carretera o dentro de un circuito.

Puedes comprobar las presiones en una gasolinera, pero para garantizarte una mayor precisión, lo recomendable es verificarlas con tu propio manómetro, que siempre estará en mejores condiciones. Si prefieres llevar tu moto a un taller especializado donde también te aseguras manómetros bien calibrados.

Pero hay otro factor clave igual de importante que la presión: el mantenimiento de los neumáticos. Si no vas a utilizar la moto durante un largo periodo de tiempo, la dejaremos sobre el caballete, y si no disponemos de uno, dejaremos los neumáticos muy altos de presión para que el peso de la moto no deforme la carcasa.

Al volver a utilizar la moto después de una larga estancia, vigila bien la presión inicial que tiene el neumático, pues suelen perder entre 0,1 y 0,2 kg. si no se usa en tres o cuatro meses. Intenta nunca dejar tu moto a la intemperie, ya que, aunque el neumático está preparado para rendir en condiciones muy exigentes, si va a estar una larga temporada sin uso, mejor resguardarlo de las temperaturas extremas y de la incidencia directa del sol.

Otro consejo para aplicar es conducir siempre con el tapón puesto en la válvula, pues, aunque el neumático durante la marcha no pierda aire, el efecto centrífugo de la rueda puede hacer, en casos extremos, que la válvula se meta hacia dentro y pierda aire de forma instantánea. Además, nunca descuides los tapones, son imprescindibles para que no entre suciedad en la válvula y previenen pequeñas fugas de aire.

Tu seguridad depende de unos neumáticos en buen estado, por eso, ¡no ahorres en neumáticos!, busca el mejor precio, pero siempre con unas garantías apropiadas, de lo contrario no será un ahorro, sino un riesgo. Una simple caída a baja velocidad te supondrá mayor gasto de lo que hayas ahorrado, por no mencionar una caída a gran velocidad…

Dejar respuesta

Por favor, ingresa un comentario
Por favor, ingrese su nombre