La movilidad eléctrica china influyó en el sistema de transporte urbano en el Perú

0

Cada vez son más los países que se suman a la propuesta de elegir la movilidad eléctrica como parte de su sistema de transporte urbano. Entre ellos está el Perú, país que ha tomado como modelo a China para incentivar la implementación y uso de vehículos eléctricos, para que en el futuro se convierta en una red integral de transporte eléctrico.

En el mundo, cada vez más ciudades sufren las consecuencias de contar con un parque automotor, que en su gran mayoría usa el petróleo y sus derivados como combustible, produciendo mayores emisiones de gases contaminantes. Ante esta situación, varios países latinoamericanos, como Perú, han tomado de referencia a otras naciones con modelos sostenibles de transporte como China, país que ocupa indiscutiblemente los primeros lugares en este sector, aportando experiencias de valor para otros países en crecimiento.

“Nosotros tenemos aproximadamente 3,2 millones de vehículos en circulación, pero casi en su totalidad son con motores de combustión interna que además tiene una alta tasa de antigüedad, 13 años de antigüedad en promedio, y eso va grabado con una mala calidad de los combustibles. Entonces, nosotros nos hemos planteado migrar hacia tecnologías mucho menos contaminantes y más seguras”, dijo Ellioth Tarazona, gerente técnico normativo de la Asociación Automotriz del Perú.

Honda lanza en China su moto 100% eléctrica, la Honda U-GO - Revista Mototec

Incentivar el uso de este tipo de transporte, no solo es una nueva oportunidad de negocio y de competitividad en la región, sino también la manera más práctica de reducir emisiones de CO2. Aunque el aún elevado costo de estas unidades puede ser una desventaja, como un producto que impulsa el uso de energía limpia, es una buena inversión a largo plazo.

“Entonces, por ese motivo es ofrecer una solución integrada y más eficiente para usuarios”, dijo Zhihui Huang, gerente general de Greenline.

“Nosotros impulsamos mucho lo que es la electromovilidad por el beneficio medioambiental que representa”, dijo Ellioth Tarazona, gerente técnico normativo de la Asociación Automotriz del Perú.

Y ese esperado beneficio ambiental se sostiene en un aumento de alianzas estratégicas de distribución con distintas empresas chinas. Entre ellas está la empresa Greenline, distribuidora oficial en el Perú de una reconocida marca china especializada en vehículos eléctricos, que además se ubica en el top 3 del sector en el gigante asiático.

Piden lenvantar restricciones a motociclistas | AAP

“TAILG, dijo ya ok, vamos a expandir a Perú. Nos ofreció financiamiento y qué cantidad podamos vender, ellos van a ofrecer la cantidad que ellos van a mandar acá. Entonces llegamos a un acuerdo, para mí no solamente es querer vender mil unidades por año, sino que para mí, mi meta es mínimo, en años adelante, llegar a 100 mil unidades por año”, dijo Zhihui Huang, gerente general de Greenline.

La demanda de vehículos eléctricos como automóviles híbridos y vehículos menores como bicicletas eléctricas y bicimotos aumentó drásticamente durante la pandemia en el Perú. Y ahora ha cobrado más fuerza ante la desproporcionada alza del precio de los combustibles. Ante este panorama, la Asociación Automotriz del Perú propone el Plan Nacional de Electromovilidad, un sistema de transporte terrestre autónomo, eficiente, seguro y sustentable.

“El plan nacional de electromovilidad propone que en los próximos 10 años debemos al menos lograr que el 5% de nuestro parque automotor sea eléctrico. En ese sentido, nuestra propuesta incluye que al año 2030 debemos tener al menos 10 mil ómnibus eléctricos que entren en circulación a nivel nacional y con eso se puede lograr reducir la contaminación ambiental que afecta tanto a la salud de la población y al medio ambiente, mediante la emisión de gases de efecto invernadero”, dijo Ellioth Tarazona.

GreenLine Motos Eléctricas (@GreenlineMotos) / Twitter

Para Zhihui Huang, gerente general de la más importante firma importadora de vehículos eléctricos menores, la labor del Gobierno es clave para promover un nuevo sistema de transporte eficiente y sostenible.

“El Gobierno que (debe) considerar empujar el crecimiento del mercado poniendo la ley clara, ofreciendo beneficios, no solamente que el mercado mismo reaccione, sino que el gobierno debe tomar la iniciativa empujando el cambio de transporte eléctrico, no solamente como nosotros de empresas privadas, que hacen (las cosas) a su manera y empujando el mercado que crece, porque el mundo, no solamente Perú, sino que el mundo está exigiendo e iniciando ese cambio”, dijo Zhihui Huang, gerente general de Greenline.

Incentivos concretos para los consumidores como la reducción temporal del IGV, la reducción de la tarifa eléctrica en horarios específicos de carga o la construcción de nuevas edificaciones de vivienda que cuenten con fuentes de carga de vehículos, son solo algunas de las medidas que podrían implementarse en el Perú para impulsar e incentivar el despegue del transporte ecoamigable.

 

 

Fuente: espanol.cgtn.com