Museo Petersen exhibe las motos eléctricas más vanguardistas en Los Ángeles

0

Con el nombre de Electric Revolutionaries: designes at the Edge, (Revolucionarios eléctricos: diseñadores al límite), el Museo Automovilístico Petersen reúne algunas de las motos más sorprendentes propulsadas solo por electricidad, piezas únicas que se han adelantado a una tendencia que en muy poco tiempo causará furor, la de las motocicletas sin emisiones personalizadas y con las más altas prestaciones. La muestra exhibe más de 25 motocicletas eléctricas personalizadas que han sido reunidas por el cofundador de la MotorCycle Arts Foundation, Paul d’Orleans.

hugoeccles xpzero

Una de las motos más premiadas de la exposición es la “XP Zero” creada por Hugo Eccles, una reinterpretación absolutamente libre y radical de la ZERO SR/F de producción pero en este caso convertida en una café racer de aspecto futurista. Por supuesto la primera Harley Davidson eléctrica, la LiveWire, no se ha librado de una personalización, en este caso a cargo de la firma SMCO. El especialista Curtiss Motors tampoco podía falta en esta muestra y su The One es una de las primeras representantes de esta tendencia de customizar las motos eléctricas.

harley custom livewire by smco

Diseños sin límites
En la exhibición hay todo tipo de motocicletas, desde la “KillaJoule” el sidecar eléctrico más rápido de todos los tiempos y que permitió a Eva Hakarnsson convertirse en la mujer más rápida en una motocicleta, con la que alcanzó una velocidad de 387 km/h. Esta llamativa y aerodinámica moto fue construida por la propia Eva y su marido en casa y con un presupuesto muy limitado. Pero también hay espacio para las modestas pero no menos vanguardistas creaciones de un adolescente ghanés, Samuel Aboagye, que a base de materiales desechados y reciclados de vertederos construyó el “Solar Scooter” y el “Solar Ricksaw”.

killajoule

La muestra del Petersen también permite ver de cerca la ultraminimalista “Rontu” del famoso diseñador de motocicletas Walt Siegl cuyo diseño viene marcado por la utilización de fibra de carbono y la ausencia de paneles de carrocería, todo ello para conseguir un peso de poco más de 45 kilogramos. Más sorprendente es el concepto geométrico y nada aerodinámico de la “NoMoto” de Joey Ruiter.

nomoto

El director ejecutivo del Museo Automovilístico Petersen, Terry L. Karges, declaraba: “Es increíble lo lejos que han llegado las motocicletas eléctricas en tan poco tiempo. Esta exposición ofrece una visión única y cercana a las máquinas innovadoras y a los creadores detrás de ellas que traspasan los límites de la electrificación y el diseño de motocicletas. El detalle, el nivel de artesanía y el pensamiento poco ortodoxo detrás de estas motocicletas eléctricas las hacen algo único”.

 

 

Fuente: caranddriver.com